Excite

Los mejores remedios naturales para el resfriado

En épocas de frío, sufrir un resfriado es una cosa muy habitual, que puede curarse con un poco de reposo y medicamentos anticatarrales, aunque nunca está de más aplicar algunos remedios naturales para el resfriado, que pueden ser un buen apoyo a la hora de curar este tipo de enfermedades.

¿Qué hacer ante un resfriado?

El catarro o resfriado es una infección del sistema respiratorio superior, que se diferencia de la gripe porque no comparte con ella algunos de sus síntomas, y se cura de manera más rápida.

Estos son algunos de los síntomas del resfriado:

  • Dolor de cabeza
  • Congestión nasal
  • Estornudos
  • Goteo
  • Picor y dolor de garganta
  • Tos
  • Ojos llorosos
  • Cansancio y dolor muscular

¿Cómo se trata un resfriado?

Por lo general el resfriado se trata con paracetamol y antitérmicos, para evitar que suba la fiebre. Pero demás, hay una sere de remedios naturales para el resfriado qe pueden ser una muy buena manera de aliviar sus síntomas.

Estos son algunos de los mejores remedios naturales para el resfriado:

  • El caldo de pollo es un buen alimento para las personas con resfriado. Además, se puede añadir un poco de picante, que ayuda a reducir la congestión nasal.
  • Un vaso de agua muy caliente, con miel y limón dos o tres veces al día es también muy recomendable.
  • Para el dolor de garganta, las gárgaras de vinagre de manzana o de agua con sal (aunque no tienen un sabor del todo agradable) son una buena opción.
  • Cortar una cebolla en trocitos, o por la mitad, y colocarla en un plato al lado de la mesilla de noche, es un buen remedio para los catarros, cambiándola todas las noches.
  • Hacer baños de vapor con agua hirviendo y agujas o brotes de pino (en su defecto, sirve igual el eucalipto), tapando la cabeza con una toalla, es una buena alternativa para reducir la congestión.

El resfriado también se puede prevenir

Además de aplicar estos remedios naturales para el resfriado, también es importante prevenir los catarros.

Para ello, es importante mantenerse bien abrigado y no exponerse a bruscos cambios de temperatura, algo que debilita el sistema inmunológico. Pero además, la alimentación es muy importante para mantener las defensas fuertes. El ajo, y alimentos con vitamina C y D no deben faltar en la dieta de invierno.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017