Excite

Por qué no debes ducharte por la mañana

Es casi una verdad popular que cuando mejor sienta una ducha es al comenzar el día. Para justificar esta conducta algunos dicen que les despeja y otros incluso dicen que no pueden comenzar la jornada sin una refrescante ducha matutina. Sin embargo, toda esta gente está equivocada. A continuación se explica por qué no debes ducharte por la mañana.

    @TuSaludDigital - Twitter

¿Qué problema hay con ducharse por la mañana?

El problema está en que la mayoría de las personas toman duchas de agua caliente por la mañana. Esto provoca un efecto contrario a la activación en nuestro organismo, dejándonos más adormecidos y relajados que antes de entrar en la ducha.

De hecho, a las personas con problemas para dormir por la noche se les recomienda un baño de agua caliente antes de ir a la cama, porque esta temperatura relaja nuestro cuerpo.

Eso sí, hay una manera de espabilarnos por la mañana en la ducha, aplicando la técnica de Phil Dumontet. Mediante este método podemos ducharnos por la mañana y salir de la ducha muy activados.

Primero podemos aplicar la temperatura que queramos durante nuestra ducha habitual. A continuación se pone la temperatura del agua lo más baja posible y nos colocamos bajo el chorro durante 30 segundos.

El siguiente paso es aguantar otro medio minuto bajo el agua, pero en esta ocasión con la temperatura más caliente que podamos soportar. Esto provoca la apertura de los capilares y que se incremente el ritmo sanguíneo. Y por último, debemos volver a ponernos bajo el agua más fría posible durante otros 30 segundos. Es fundamental acabar con agua fría.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017