Excite

¿Por qué hay que vacunar a los niños?

Más de uno habrá escuchado alguna vez decir a sus abuelos esa frase de "antiguamente si enfermabas de eso te morías, no es como ahora". Y es que los avances en medicina han hecho posible el tratamiento de una gran cantidad de enfermedades, pero, ¿y la prevención? Existen casos que han hecho que mucha gente se pregunte por qué hay que vacunar a los niños. Veamos entonces, los motivos a favor y en contra de las vacunas.

    @20m - Twitter

Motivos a favor de vacunar a los niños

Las vacunas están consideradas uno de los avances más importantes de la medicina. Según datos de la Organización Mundial de la Salud, las vacunas evitan entre dos y tres millones de muertes en todo el mundo. Gracias a ellas se ha conseguido erradicar enfermedades como la viruela, y existen otras como el tétanos, el sarampión o la poliomielitis que están muy controladas gracias a estas inyecciones.

Y no solo eso, los datos avalan que vacunar a los bebés puede protegerlos de hasta 14 enfermedades infantiles graves. Según la OMS, estos males acaban cada año con la vida de 1,5 millones de niños que podrían haberse salvado con una simple vacuna.

Otro motivo por el que es importante vacunar a los niños es el contagio. Si una comunidad está vacunada en su totalidad no podrán entrar en ella los virus y bacterias que se están previniendo. Por eso es importante informarse de las vacunas que recomiendan ponerse cuando se viaja a otros países. Y es que no se previene de las mismas enfermedades en todas partes.

Motivos en contra de las vacunas

En unas declaraciones al diario El Mundo, María José Álvarez, directora de la página de la Asociación Española de Vacunología, afirma que "Las vacunas son productos biológicos, y en general son muy seguras, pero no dejan de tener un riesgo, como cualquier producto que se introduce en el cuerpo".

Sin embargo, es importante diferenciar entre el riesgo real y las falsas creencias que se han extendido por el mundo. Por ejemplo, hay una corriente que defiende que la aplicación en niños de la vacuna trivalente aumenta el riesgo de sufrir autismo. Diversos estudios posteriores han demostrado que no existe relación entre dicha vacuna y la aparición del autismo en niños.

Lo que sí es verdad es que existen casos únicos que han hecho saltar la voz de alarma. El presidente de la Asociación de Afectados por las Vacunas, Federico Sánchez, vio morir a su hijo como consecuencia de una vacuna hexavalente que acabó derivando en una encefalopatía. Se trata de un caso singular, ya que su hijo murió porque no desintóxicaba bien los metales pesados. Sánchez tiene una hija de seis meses a la que asegura que no va a vacunar: "Si tu niño muere por culpa de una vacuna, ¿cómo voy a vacunar ahora a mi hija? Sería un loco".

Luis Gasco es otro padre que rechaza las vacunas en niños, porque poco después de vacunar al suyo, éste quedó tetraplejico. En este caso el mismo diagnóstico que le dieron al niño se hace referencia a la vacuna: "encefalitis aguda diseminada post-vacunal". Luis también ha tenido a otra hija, a la que decidido no vacunar.

Qué hacer entonces

Según Ildefonso Hernández, médico y presidente de la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria, este tipo de casos son "muy raros e imprevisibles" y añade que "en ocasiones se producen hechos coincidentes que se atribuyen a la vacuna porque coinciden en el tiempo".

VÍDEO: el pediatra que hace reír a los niños para que no se enteren de las vacunas

Hernández hace referencia a que los contras de las vacunas hacen más ruido que los pros, y argumenta que el problema es que "la prevención tiene esa dificultad, y es que todos los beneficios no son palpables". El médico concluye que "yo siempre recomendaría vacunar como médico y como madre".

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017