Excite

Intolerancias alimentarias : ¿qué puedo comer?

Las intolerancias alimentarias se han transformado en un problema común que afecta tanto a bebés como a niños o adultos, éstos últimos menos frecuentemente.

Entre las principales intolerancias alimentarias encontramos la intolerancia a la lactosa, al huevo, al pescado, al gluten, y multitud de azúcares como la fructosa o la galactosa.

Intolerancia alimentaria: causas, síntomas y tratamiento

La intolerancia alimentaria se produce cuando, tras la ingestión de un alimento determinado o un condimento, ocurren efectos adversos para la salud de la persona que ha consumido esta sustancia.

La alergia alimentaria, en la que se da respuesta del sistema inmunológico, es una de las posibles causas de la intolerancia alimentaria, que también se puede producir por:

  • Deficiencias enzimáticas: en este caso es la deficiencia de una o más enzimas lo que produce la intolerancia, como es el caso del gluten en celíacos.
  • Efectos farmacológicos: determinados alimentos como el café o el té pueden provocar intolerancia debido a su contenido en cafeína o teína.
  • Intolerancia alimentaria de origen desconocido: no se conoce la causa de la intolerancia.

Los síntomas más comunes de las intolerancias alimentarias son las alteraciones en la piel, problemas gastrointestinales (vómitos, diarrea, dolor), asma y rinitis.

El tratamiento de la intolerancia es similar al de la alergia y normalmente se soluciona con una dieta de exclusión, es decir, se elimina el alimento en cuestión de la dieta.

Para poder excluir el alimento de la dieta es necesario conocer cuál es la sustancia que no se tolera, por lo que en muchos casos se debe hacer un estudio para determinarlo, anotando todos los alimentos que se ingieren y si nos han hecho sentir mal.

Diseña tu dieta y aumenta tu calidad de vida

Las intolerancias alimentarias no podrán producir la muerte en ningún caso, pero sí mermarán la calidad de vida de la persona que la sufre, por lo que es esencial acudir al médico cuanto antes.

Una vez que se tiene claro cuál es el alimento que produce la intolerancia se debe diseñar una dieta especial que no incluya ni el alimento ni ningún derivado de éste, y así se evitará sufrir los síntomas de la intolerancia y la calidad de vida mejorará.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017