Excite

Higiene oral en niños: enséñales a cuidarse

La higiene oral en niños resulta esencial para evitar el deterioro temprano de las piezas dentales y las encías, así como las infecciones de la cavidad bucal.

El papel de los progenitores en la adquisición de hábitos de higiene por parte de los niños es esencial, por lo que se debe hacer hincapié en ello y dar un buen ejemplo.

¡Cepíllate y cepíllale!

Es crucial disfrutar de una buena salud bucal para así prevenir problemas como una nutrición insuficiente, caries, dolorosas infecciones e incluso problemas de autoestima derivados de una dentadura enferma.

Para ello es indispensable adquirir hábitos de higiene oral en niños, antes inclusive de que salgan los primeros dientes.

En lactantes que todavía no tienen ninguna pieza dental es recomendable lavar las encías con una gasa después de cada toma, y, en cuanto salga el primer diente, se debe dejar de usar gasas y empezar a utilizar un cepillo suave.

Es importante supervisar el cepillado de dientes para asegurar que se realiza correctamente. Éste ha de realizarse siguiendo unos sencillos pasos:

  1. Dosificar una cantidad apropiada de pasta dentífrica fluorada en un cepillo suave. El dentífrico debe ser apto para niños.
  2. Cepillar la cara interior de los dientes, desde los posteriores hacia delante, continuando con la exterior y después las superficies de masticación.
  3. No debe de olvidar cepillar las encías y la lengua.
  4. Enjuagar la boca con agua evitando ingerirla.

A medida que el niño vaya haciéndose mayor y desarrolle su independencia querrá lavarse solo los dientes, no obstante, una vez que haya terminado, un adulto debe realizar la limpieza correctamente, ya que, hasta aproximadamente los tres o cuatro años, no consiguen lavarse bien los dientes.

La seda dental se puede comenzar a utilizar a partir de los cuatro años con la supervisión de un adulto.

En cuanto a la frecuencia, es deseable que se realice al menos dos veces al día, siendo una de ellas antes de acostarse.

Dientes sanos para toda la vida

Una vez que se adquieren hábitos de higiene oral en niños, se asegura una buena salud bucal para el resto de sus vidas, lo que conllevará una mayor calidad de vida.

Es necesario además completar el cuidado de sus dientes con visitas periódicas al odontólogo, que observará el desarrollo de la dentición atajando cualquier problema que pudiera surgir.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017