Excite

¿Es mejor el agua mineral que el agua del grifo?

Miles de años acarreando el agua desde fuentes y pozos y, cuando por fin hay agua corriente en todos los hogares, la desdeñamos y preferimos comprar agua embotellada.

    ® Getty Images

¿Es mala el agua del grifo?

No, no solo no es mala, sino que la legislación en España es muy estricta y el agua del grifo es de mucha calidad. Sin embargo, dependiendo de los terrenos de donde se saque, puede tratarse de aguas duras o blandas. Las primeras llevan mayor cantidad de sales minerales disueltas y esto puede conferirles un sabor desagradable. Además, el cloro que se añade al agua del grifo para garantizar su potabilidad también deja un sabor desagradable, pero desaparece si se deja reposar el agua durante una hora.

¿El agua embotellada es toda agua mineral?

Agua mineral natural es, por definición, la obtenida de manantiales naturales subterráneos con una composición mineral constante, en la que están prohibidos los tratamientos de higienización, como la cloración. En la etiqueta debe constar la composición mineral y el manantial del que procede el agua.

Distinto es el caso de otras aguas embotelladas, las denominadas de manantial y las aguas potables preparadas. En ellas no ha de constar el nombre del manantial del que proceden y, en algunos casos, se tata de la misma agua del grifo sometida a un tratamiento para quitarle el sabor a cloro y poco más.

¿Aguas peligrosas?

Puede decirse que, cualquiera que sea la elección, todas las aguas, de grifo o embotelladas, son seguras. Aunque un estudio encontró que algunas marcas de agua mineral contenían polonio radioactivo, las concentraciones eran muy inferiores a las de riesgo. Por hacer una comparación, el granito también es radioactivo y los plátanos llevan trazas de potasio radioactivo, y no suponen ningún riesgo para la salud.

FOTOS: Once beneficios de beber cerveza para el cuerpo

Otra cuestión es la de los envases. Un componente de los plásticos, el bisfenol-A, se va desprendiendo del encase y pasando a su contenido. El bisfenol-A puede causar problemas en el sistema reproductivo y causar trastornos de tiroides, hipertensión y diabetes, entre otros. Sin embargo, en el sector de las aguas envasadas solo se utilizan embalajes PET que no contienen dicho componente.

En conclusión, la elección es más una cuestión de gustos que de salud, excepto en casos concretos, como las personas con problemas renales que deberían procurar tomar agua de muy baja mineralización, o los hipertensos, para los que se recomienda agua con bajo contenido en sodio.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017