Excite

Cómo quitarse un chupetón rápido

Existen varios remedios para disimular y acabar de manera rápida con un chupetón. Hay técnicas que pasan por enfriar la marca, otras utilizan cepillo o pasta de dientes y otros pasan por el uso de una moneda.

    Getty Images

Enfriar el chupetón

La primera de las técnicas que vamos a ver pasa por enfriar el chupetón. Para ello debemos colocar algo muy frío sobre la marca en la piel. Se puede colocar un paquete de hielo, una bolsa de congelados o una cuchara fría sobre la marca. Para que la cuchara esté fría basta con tenerla un rato en el congelador. También podemos recurrir a unos hielos envueltos en una toalla.

Para que esta primera técnica funcione es muy importante poner el objeto frío sobre el chupetón al poco tiempo de haber sido generado. También es fundamental mantener la bolsa, la cuchara o lo que utilicemos para reducirlo durante unos 20 minutos aproximados. Después de un tiempo es aconsejable repetir la operación.

Cepillo de dientes

Otro método que podemos realizar es el del cepillo de dientes. Para ello debemos pasarlo ligeramente sobre el chupetón y la zona de alrededor con un cepillo de cerdas duras o incluso un cepillo de cabello. Si se realiza suavemente se estimula la circulación y disminuye el tamaño de nuestro 'amigo'. Esta técnica se debe hacer con mucha suavidad porque si nos pasamos de fuerza empeoraremos el aspecto del chupetón.

Después de 15 minutos, podremos apreciar como ha disminuido la inflamación y el enrojecimiento de la piel. Acto seguido se aplica una compresa fría y se repite el procedimiento si viésemos que es necesario. El tamaño del chupetón puede hacer que esta técnica funcione o solo extienda la mancha por la piel.

La moneda

El tercer método es quizás el más raro de todos. Consiste en estirar la piel que rodea el chupetón tirando de bordes opuestos de la marca hacia afuera. A continuación se usa el borde de una moneda grande para raspar la piel y más tarde se pasa por el chupetón como si estuvieramos untando mantequilla en el pan, presionando un poco fuerte y saliendo hacia afuera.

Estas fricciones sobre la piel sirven al menos para desplazar el chupetón o crear un aspecto de rasguño que puede valernos si queríamos dejar de tener esa marca, aunque sea cambiándola por otra. Además, el raspón que sustituye al chupetón se irá mucho más rápido.

FOTOGALERÍA: como besan las personas según sus signos del zodiaco

Pasta de dientes

Por último, también podemos trabajar los chupetones a base de pasta de dientes. Para ello debemos frotar la pasta suavemente sobre el chupetón y dejarla que actúe durante unos minutos. Al poco tiempo, ayudándonos de un paño caliente, retiramos la pasta del lugar de la piel donde tenemos la marca. Los resultados serán más efectivos si empleamos esta técnica lo antes posible y la repetimos a las 24 horas de aplicarla si fuera necesario.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017