Excite

Cómo aumentar tu consumo de vitamina C

Todas las vitaminas son muy importantes para tener una buena salud y, por supuesto, la vitamina C, o ácido ascórbico, no podía ser menos. Sus funciones son diversas, contribuyendo en la cicatrización de heridas y el sistema de defensas de nuestro organismo. Además, ayuda en la absorción del hierro y es un poderoso antioxidante que ayuda a combatir los radicales libres.

En general, una persona suele necesitar unos 60 mg de vitamina C al día. Sin embargo, algunas personas necesitan más cantidad debido a que consumen más vitamina C que los demás. Se trata de los fumadores, los deportistas que hacen una actividad física especialmente intensa o las personas que beben en exceso.

La vitamina C se oxida con facilidad. Por este motivo, los alimentos ricos en vitamina C que consumas deben prepararse justo antes de tomarlos.

Esta importante vitamina puede perderse también al cocinar los alimentos. Por tanto, procura consumir al menos una porción de fruta o verdura cruda al día.

Utiliza zumo de limón para aliñar tus ensaladas, así les estarás aportando una cantidad extra de vitamina C.

Las patatas tienen vitamina C en su piel, de modo que es preferible que las cocines sin pelarlas.

Algunas hierbas, como el cilantro o el perejil son ricas en vitamina C. Puedes utilizarlas al cocinar para dar sabor a tus platos.

Frutas como la naranja o las fresas son muy ricas en esta vitamina y constituyen un gran ingrediente para añadir a las ensaladas. Toma una ensalada variada al día y estarás tomando no solo vitamina C sino también otros nutrientes importantes que contribuirán a la salud de tu cuerpo.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017