Excite

Cómo afecta el cloro de la piscina a la salud

Uno de cada cuatro españoles afirma practicar la natación durante el año como ejercicio. A estos hay que sumarle todos los que van a la piscina en verano y los que visitan las que hay en los spa. Todos ellos deberían estar al tanto de cómo afecta el cloro de las piscinas a la salud.

    @sextaNoticias - Twitter

Efectos del cloro de las piscinas en bañistas

El cloro es un elemento químico que se utiliza para eliminar los gérmenes del agua de las piscinas. El problema es que también es responsable de que la piel se reseque según advierte la Academia Española de Dermatología y Venereología.

En palabras de la dermatóloga y coordinadora de la Unidad de Dermatología Estética del Hospital Sur en Madrid, Elia Roó, "El pH de la piel es de 5,5 mientras que el del agua, de 7, y eso ya, de por sí, reseca".

Pero el cloro no es el único agente que tiene efectos negativos en los bañistas. La cloramina, compuesto formado por la reacción química entre el cloro y otros fluidos corporales como el sudor, la saliva, la orina e incluso las heces, "puede causar alergia y asma en niños", asegura Neumosur, una asociación de neumólogos y cirujanos torácicos sin ánimo de lucro.

Por esto es tan importante ducharse antes de pegarse el chapuzón y controlar que los niños, y algunos adultos, no orinen en la piscina. Si reducimos los fluidos corporales, se genera menos concentración de cloramina en la piscina.

Los responsables de los ojos rojos son también el cloro y la cloramina. Usar gafas de buceo son ideales si vamos a sumergirnos. También evitaremos escozores y picores. Sin embargo, debemos saber que el cloro no es el responsable de que cambie el color del cabello después de estar en la piscina. El culpable es el sulfato de cobre, una sustancia azulada que se añade al agua para eliminar los hongos.

FOTOGALERÍA: Las 10 mejores piscinas españolas

Por último, cabe destacar que los químicos que contiene la piscina no son una amenaza para sus dientes si no se baña demasiadas veces al año. Eso sí, si es de los que va a menudo a entrenar a la piscina, tenga en cuenta que el contacto de su boca con tanto producto químico no es bueno para su dentadura. Si nada unas seis horas por semana debe llevar mucho cuidado.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017